Mientras el país se derrumba las trasnacionales que esquilman el país aprovechan para destruir empleo con robotización, para aplicar las fórmulas más leoninas que tenían en el tintero. Para abusar con la connivencia de políticos y de asociaciones de defensa del consumidor. Eso sí todo ello con leyes que en su letra expresan lo bien defendido que está el consumidor frente al expolio de las trasnacionales.
Estos falsos de Pepe - nombre coloquial que aprovechan para explotar la familiaridad - de los impresentables de RobaPepe son los mismos que te imponen el tuteo en sus webs y luego te dondean para tratar de arrinconarte.
Ahora imponen en sus contratos de adhesión y siempre a su conveniencia el que puedan cortar las llamadas salientes aunque tengas 200 euros de saldo en un movil prepago.

Frente a la indiferencia general de nuestros gobernantes y de las asociaciones de consumidores humilladas y manipuladas las operadoras de telefonía no cesan de imponer, ante una necesidad de comunidad, sus condiciones leoninas, abusivas, expoliantes y tercer mundistas.

Independientemente de otros factores es fácil distinguir cuando un país es expoliado sistemáticamente y de forma consistente.

Basta con observar, entre otros detalles, el trato dispensado por las operadoras timofónicas que explotan y roban con sus condiciones abusivas y leoninas a los usuarios de las telecomunicaciones.

Frente a la hipocresía de un colectivo de consumidores bien defendido nos enfrentamos a la imposición del modo de comunicar por parte de trasnacionales inglesas, francesas,norte americanas. Pocas diferencias hay, salvo el identificativo de contar con el apoyo de nuestros espurios gobernantes y con contratos impuestos.

En los móviles modalidad de prepago han impuesto la obligación de llamar antes de seis meses o la pérdida de tu número de móvil.

La obligación de recargar cada tres meses o pierdes la posibilidad de llamar con tu móvil aunque tengas un saldo de 120 euros.

No vengan ahora con engaño a decir lo bien que estamos cuando comunicar en este país tiene tantos condicionantes impuestos por parte de ladrones y de falsos que nos tutean en sus webs y nos tratan de poner firmes en las conversaciones mediante el trato de usted a su conveniencia.